Revista Recre@rte Nº6 Diciembre 2006 ISSN: 1699-1834      http://www.iacat.com/Revista/recrearte06.htm

MOTÍVESE PARA CREAR, CREE PARA MOTIVARSE

 

Leila Navarro

Brasil

 

 

¿A USTED LE ENCANTA LO QUE HACE Y, MIENTRAS TRABAJA, NI VE EL TIEMPO PASAR?


     Si su respuesta es "Sí", por los cánones de la autoayuda usted podría ser encuadrado en la categoría de los "Profesionales Motivados".


     Pero no seamos tan simplistas así, ¿no es cierto?


     Usted puede realmente amar lo que hace, pero la presión por resultados es tamaña y los problemas son tantos que no se puede decir que trabaja motivado. Usted puede ni ver el tiempo pasar realmente, pero no porque esté motivado, sino porque su empresa está una locura, un lío, y usted mal consigue dar cuenta de sus quehaceres.


     En estos tiempos de profundos cambios, alta competitividad y grandes presiones en el interior de las empresas, no siempre es fácil encontrar motivación para trabajar. Su competencia y sus esfuerzos a veces parecen insuficientes para hacer las cosas funcionar como nos gustaría.

 


¿Y LOS PROBLEMAS, ENTONCES?


     Absorben su energía. Usted sale del trabajo exhausto, hasta con sentimiento de culpa por no haber resuelto todas las pendencias. Lo peor es que ellas estarán a su espera el día siguiente, engrosando la lista de "pepinos" que seguramente surgirán.


     Si es así como usted se siente, probablemente entró en una espiral negativa en la que las cuestiones no solucionadas causan desplacer, y el desplacer lleva a la desmotivación. La buena noticia es que el movimiento de esa espiral puede ser revertido si usted añade un condimento especial a su trabajo: la creatividad. Según un profesor de Psicología de la Universidad de Chicago, Mihaly Csikscentmihalyi, autor del libro Flow, las personas que tratan de desempeñar tareas creativamente encuentran más placer en lo que hacen. El placer, a su vez, es altamente motivador. Ahí está la espiral positiva: creatividad, placer y motivación.

     Antes de más nada, es preciso que usted analice la forma como viene tratando de resolver sus problemas. Si normalmente se queda ansioso o trastornado para encontrar la solución, debe aprender a hacer lo que yo llamo "distanciamiento de la situación". En vez de quedarse concentrado en la cuestión, abra su foco de visión para todo lo que envuelve al problema. Trate de percibir todas las implicaciones que él tiene y de analizarlo por varios ángulos. Distanciarse de un problema es como sobrevolar un congestionamiento en helicóptero: usted sale del caos, ve su extensión y distingue posibles salidas.



¿QUÉ TIENE ESO QUE VER CON CREATIVIDAD?


     Todo. Cuanto más usted se distancia mental y emocionalmente del problema, más predispuesto a tener ideas creativas se torna. Al final, no es con la cabeza caliente y los nervios exaltados como conseguirá tener una inspiración...


     Bien, de nada sirve estar "zen" ante los problemas si usted no ejercita su creatividad para que ella se manifieste cuando sea necesario. Un buen entrenamiento para eso es siempre intentar hacer cosas diferentes de las habituales. Pruebe un nuevo camino para ir al trabajo, vea un canal de TV que nunca haya visto, compre una revista nueva, converse con un desconocido, en fin, dé a sí mismo la chance de sorprenderse con algo nuevo todos los días. Hacer las cosas siempre del mismo modo nada más es que la exteriorización del modo como su mente trabaja, siempre recorriendo a las mismas y consagradas sendas de raciocinio. Al cambiar sus hábitos, usted estará abriendo nuevas sendas.


     De la misma forma como usted procura traer novedad al día a día, pruebe hacer su trabajo de maneras diferentes. Cambie el modo de encaminar las cosas, busque alternativas para simplificar tareas, cree nuevos procedimientos. Las personas creativas están siempre en busca de perfeccionamiento en lo que hacen y de eso extraen su placer. El reconocimiento de que estamos haciendo nuestro trabajo un poco mejor cada día es altamente motivador. Para terminar, quiero darle un consejo para sustentar la espiral de la creatividad, placer y motivación. Diariamente, al despertar, tenga pensamientos positivos, algo como "Hoy, a pesar de todo, yo seré feliz" o "La creatividad siempre me ayuda a resolver las situaciones que encuentro". Las actitudes y pensamientos que tenemos en los primeros minutos del día determinan la calidad del 80% del resto de ese día. No quiera resolver todos los problemas de una sola vez; en vez de eso, establezca metas realistas, comprometiéndose con lo que sea más importante o más urgente. Con esas actitudes simples usted podrá terminar el día satisfecho por haber cumplido sus objetivos y usado la creatividad.


¿QUÉ PUEDE HABER MÁS MOTIVADOR QUE ESO?

 

3º ciclo de formación en Creatividad acorde con la C.U.E.

               > Master profesional (abierto a todos)
               > Master Académico (para titulados)
               > Doctorado (para masters)

Julio 2007. Encuentros Creadores. Escuela de verano de la Creatividad.    www.micat.net