<%@LANGUAGE="JAVASCRIPT" CODEPAGE="1252"%> PIEL NARANJA
Revista Recre@rte Nº3 Junio 2005 ISSN: 1699-1834                                 http://www.iacat.com/revista/recrearte/recrearte03.htm

PIEL NARANJA

Karina Crespo

 

Estoy aquí. Distante en la mirada de lo aparente y concreto.

Invadida por múltiples cuestionamientos y misterios incomprensibles,

pero impregnados de presencias que convergen fuera de paradigmas reconocibles.

¿Será mi mente soñadora?

Despierta cada vez más mi curiosidad esta sensación de cercanía.

Esto que la razón desconoce y abre paso a otras partes del ser para buscar certezas.

Nuevamente el desconcierto, la incertidumbre y un abanico de preguntas sin respuestas.

Me desdoblo ante la ambivalencia en las tibiezas de lo que siento

( ¿ mi utopía de vida?)

que se opone en contra cara frente a los fríos y estructurados glaciares de mi razón

(que es de por si , bastante desobediente).

El enigma: ¿cuál de éstas mujeres soy?

Aquella que percibe y no puede evitar sentirse habitada por otro conocido que desconoce,

o la que analíticamente coloca bajo el microscopio de la razón el fantasma de las realidades conocidas ?

¿Es que siempre estaré en esta dualidad debelando mi interior?

Pierdo referentes...

¿Qué hacer? ¿Abandonar un sueño por ser sueño? ¿Tomar realidades por ser coherentes?

Y en esta dicotomía transito la vida, ensayando que tanto puedo hacer posibles mis deseos.

Pero no estoy sola...

Hay energías que escapan a lo visible. Incluso a la misma presencia física.

Algunas reconfortan, otras confunden, o incluso agreden .

El poder de la comunicación adquiere una magnitud inconmensurable.

Los laberintos de representaciones significantes se convierten en un atractivo y misterioso desafío lúdico

donde los límites no se perciben, aunque los sabemos implícitos ¿o no?

Irresistible, me dejo llevar...

Como una mancha que explota de carmín salpicando de pasión-pecado lo inmaculado de un blanco.

Es estímulo único y múltiple a la vez

¿cómo saber hasta que infinitos recorridos alcanza la profundidad de un significado?

Es la mancha la que narra por ella misma y completa las fantasías,

deseos y carencias de quien se entrega a la seducción de contemplarla.

Es quien la contempla el que juega al poder de ser uno u otro al mismo tiempo.

Son amantes. Se mimetizan al existir-se mutuamente.

Ella, inmóvil y desnuda, sólo es mancha si él la acaricia con su mirada.

Es su alma, si él la mira.

El, ávido de belleza, solo es apetito voraz de pasiones, ternuras y verdades al contemplarla.

Como en danzas imperceptibles aprenden a ser, en la desnudez de metáforas sensibles.

Ella, diosa mancha seductora si él la siente.

El, conmoción de rey sensible al penetrarla, dejándose teñir de carmines mientras ama.

Ambos son: Ella mancha

El mirada

El la toca, lame y huele mientras ella , de pigmento intenso lo abraza.

Engendran luz, fuego y ternura, sembrando universos de margaritas piel naranja...

 

3º ciclo de formación en Creatividad acorde con la C.U.E.
               > Programa profesional (abierto a todos)
               > Master (para titulados)
               > Doctorado (para masters)

Julio 2005. INTENSIVO.    www.micat.net